Páginas vistas en total

martes, 12 de julio de 2016

EL PATITO FEO

Clara miraba sus fotos de cuando era niña. Por una parte sentía una nostalgia especial de un tiempo ya tan lejano donde pocos recuerdos agradables podía acunar. Pero, por otro apreciaba que el éxito que ahora mismo la albergaba eran producto de aquellos momentos que tanto malestar le crearon.
Nunca se vio una niña excesivamente bonita. Ni tan siquiera salerosa. Siempre se escondía detrás de la falda de su madre cuando alguien venía a decirle cualquier piropo de esos que suelen decir las vecinas del pueblo. Palabras vacías que poco llenaban aquella autoestima de niña pequeñita con gafitas cuadradas. 
Siempre fue una niña observadora, curiosa. El silencio era su mayor compañero. Es el más sincero, el que nunca te falla. El que siempre te guía.
 Los mejores juegos eran en los que ella era la protagonista eran aquellos en los que jugaba sola y podía ser lo que ella quisiera, desde un capitán pirata a una princesa encerrada en la torre más alta. 
Le gustaba dibujar en aquella vieja libreta de espirales. Su mejor juguete. En ella podía recrear centenares de ideas, lugares, pintar bellas princesas con coronas y vestidos espectaculares. 
Pronto aprendió el arte de la música y sobre las teclas del piano acariciaba melodías que la transportaban a otro mundo, uno donde no había lugar para el dolor, la desesperanza ni la traición. 
De pronto sintió la necesidad de repasar aquella vieja caja de galletas donde guardaba todas sus fotos de juventud. "Un día de estos tengo que hacer un álbum" . Pero nada comparable con sacar al azar aquellas viejas fotos que describían momentos de su vida pasada y que con sólo mirar a los ojos le traían reminiscencias de las sensaciones vividas. 
Es curioso. Ahora ella tenía una profesión dónde ayudaba a las personas a tomar decisiones. Era personal shopper. No le atraía el contenido de su profesión. Era llenar espacios de personas vacías con pocas ganas de complicarse la vida. Lo que sí le fascinaba era recrear su imaginación y posteriormente en sus personajes reales lo que aquellas figuras le inspiraban. 
Su vida personal muchas veces era un caos. A veces tenía la sensación de que algunos clientes se le mezclaban unos con otros, aunque había adquirido la habilidad de pararse y que todo volviera de nuevo a su sitio. Su casa merecía más mimo. A veces le brindaba ese beneficio, aunque no era su prioridad. 
En el amor no había tenido demasiada suerte. Era como un imán de perfectos desastres que lo único que hacían eran echar por tierra su autoestima. 
En ocasiones se había desesperado por la inercia de estas amistades condicionales, que solo la abocaban a una sensación de pérdida de tiempo considerable. Jamás había tenido tanta certeza que los  hombres y las mujeres veníamos de planetas diferentes. Sí, lo confesaba había leído aquel bestseller de pacotilla de que los hombres son de .... y las mujeres de .... 
Su frase preferida: "las mejores cosas de la vida son las que pasan sin que te las esperes" Siempre se la daba prestada a sus clientes.  Era una mujer generosa, por qué no decirlo desprendida. Aunque en ocasiones cuando las cosas no le iban bien, tenía la virtud de escucharte a la vez que pensaba que hoy se podía haber tomado el día libre y no escuchar a aquel pesado que le decía que cómo le sentarían unas mechas rosas en su flequillo. 
Hay veces que no los sospechas , pero aparecen en tu vida ángeles que te desean todo lo mejor como señal de agradecimiento. Y esos ángeles traen lo que siempre habías anhelado. Y con ese halo el desvanecimiento del maleficio. 
Clara se había enamorado. Y lo sabía . Como lo pueden saber solo un tipo de personas determinado. Lo primero que hizo fue tirar a la basura su libro de cabecera. "Los patitos feos " de Borys Cirulnik.  Y pintó su habitación de colores claros y sencillos. 
Por fin el aire entraba en su habitación y esa sonrisa adorable nunca más volvería a ser forzada. Esa G de sus escritos por fin podría exhibir la genialidad y creatividad de la que su auténtico amor puede dar a los demás. 
Suspiró y de un salto fue a coger el teléfono...

viernes, 1 de julio de 2016

MUJERES DE AGUA

Hace ya algún tiempo descubrí un título que me llamó la atención: "En un rincón del alma". Quizás porque mi alma tiene tantos rincones decidí adentrarme dentro de esa novela que llevaba por título una frase tan cercana.
Enseguida me sentí identificada por su personaje principal : Jimena , bonito nombre. Su historia, sus anhelos, sus ilusiones. Ese sentirse lejana a todo el mundo y a la vez cercana para entender los sentimientos ajenos. Tan cercana que muchas veces se olvidaba que ella también los tenía.
Jimena demostró ser mujer fuerte y osada, apartando de sí convencionalismos nadando a contracorriente.Otras mujeres acompañaban a su protagonista, todas ellas mujeres de agua como bautiza la autora del libro: Antonia Corrales, gran persona que aún no conociéndola físicamente ha sabido transmitirme ilusión, simpatía y agradecimiento. Su "capitana al mando" me llama. Qué gracia.
Enseguida comprendí que yo también era una mujer de agua. Escorpio ascendente Piscis, para los que crean en astrología. Las mujeres de agua sabemos que lo somos porque también nos rodeamos de ellas. Mujeres valientes, que luchan contra las adversidades de la vida que muchas veces no comprendemos y que nos hacen daño. Mujeres tremendamente fuertes aunque también increíblemente frágiles muchas veces acompañadas de hombres de viento. Protegidas debajo de nuestro paraguas rojo. Nadie puede con ellas. Porque siempre, siempre quedará algo de ellas en todas las personas que las conozcan.
Antonia ha escrito una segunda parte , difícil de escribir, Jimena puso el listón muy alto. Pero también dejó un camino para que entendiéramos que ser una mujer de agua se hereda, se contagia, se vive. Se establecen nuevas simbiosis y pueden seguir una cadena interminable que despierta a nuevas componentes.
En mi vida tengo la suerte de que últimamente he ido conociendo muchas mujeres de agua. Mujeres que han estado toda mi vida ahí y otras que he conocido últimamente. Sobre todo una, que cuando lo lea sabrá quién es porque ha despertado dentro de mí la mujer verdadera que siempre he sido. Porque ha sido un regalo que me ha puesto la vida en mi camino con sus palabras , su mirada y su increíble sonrisa. Ella quizás no lo sabe. Pero yo sí. Ella también es mujer de agua. Lo descubrí nada más verla.
Antonia, gracias también por cruzarte en mi camino. Estoy segura que un día nos encontraremos. Y no necesitaremos presentaciones. Solo un abrazo sincero.
Sigo mi camino. Mirando al horizonte. Encontrando nuevas sorpresas porque ya lo sabemos . Las mejores cosas de la vida son las que tropiezas con ellas sin esperarlas. O las que siempre han estado a tu lado y no has sabido valorar. Mirar el mar, al horizonte, hasta que nuestra esencia se esparza allí donde vaya.

martes, 26 de abril de 2016

DIARIO DE UN VAMPIRO EN PIJAMA

Hay veces que la vida te ofrece una tregua entre días largos e intensos. Aunque para ello se tenga que pagar un alto precio como es el de la falta de salud.
Estos días disfruto de una paz difusa que me ha proporcionado una maltrecha parte de mi cuerpo. Por cosas del azar cayó en mis manos el último libro de Mathias Malzieu "Diario de un vampiro en pijama". Aquel escritor que me enamoró con su mecánica del corazón ahora me acompañaba al hospital. Mi sorpresa fue cuando su historia era precisamente su periplo por diferentes hospitales para curarse de una malformación de su médula y la lucha incansable que nos describe en unas cuantas hojas. Entonces piensas en lo afortunado que eres y que siempre hay cosas peores. Pero que paradoja, mientras más fuertes son las cosas que te hacen más invencible te vuelves. Y es verdad. Cobra mucho sentido esa frase más que vista que no sabes lo fuerte que eres hasta que ser fuerte se vuelve tu única opción.
Reconozco mi fragilidad, pero cada vez me sorprende más mi fortaleza, la que voy ganando con los años , aquella que no tiene nada que ver con fuerza, agresividad o empuje. Es una fortaleza de volver las cosas inconscientes en conscientes. En ganar la batalla a los miedos. En reconocer mis temblores, mis debilidades y mis tristezas y ponerles un acento bello el cual no se puede comparar con nada ni con nadie.
Ver con claridad que todo en esta vida pasa por algo y quitar los interrogantes de por qué ocurren. En el fondo la vida es un paseo en el cual un lobo feroz te puede sorprender en cualquier esquina. Y entonces... no puedes hacer nada, aceptar que el lobo es superior a ti. Y amarlo y respetarlo.
Mathias conoció a la Dama Ocles. Cada día está cerca de nosotros, aunque solo la puedan ver los que la tengan más cerca. Todos, absolutamente todos la conoceremos y un día ya no huiremos de ella. Forma parte de la vida su presencia. Y mientras tengamos fortaleza solo se paseará a nuestro lado.

jueves, 14 de abril de 2016

¿QUÉ TIPO DE CHOCOLATE ERES?

El chocolate creo que te define como persona. Los gustos van cambiando según la edad. Cuando eres pequeño te encanta el sabor extradulce del chocolate blanco que tu madre ponía amorosamente acompañado de un trozo de pan crujiente. Conforme vas creciendo el chocolate con leche va ganando terreno. Avanzando en el tiempo, quizás le vas añadiendo almendras o tal vez avellanas.
Pero cuando el chocolate es un verdadero vicio confesable es cuando te mueres por saborear a diario una onza de chocolate negro y cuanto más porcentaje de cacao mejor. Os confieso que incluso he llegado a chupar un grano de cacao puro. Una sensación inolvidable.
A continuación otras confesiones sobre el chocolate. ¿Podréis resistiros?

GUSTAVO CALLEJA

https://julianoelapostata56.wordpress.com/2016/04/11/que-tipo-de-chocolate-eres/

LAO PAONERO

http://laoescribe.blogspot.com.es/

JUAN TRUJILLO
http://juanltrujillo.blogspot.com.es/

CARMEN ANDUJAR

http://carmenandujarzorrilla.blogspot.com.es/

MAG
http://latrastiendadelpecado.blogspot.com/2016/04/chocolate.html

MARIA PERLADA

http://poemasrecopiladosdemaria.blogspot.com.es/2016/04/bombon-relato-
juevero.html

PIKSI
http://laguaridadelaslocuras.blogspot.com.es/

AME

http://ameny-eleden.blogspot.mx/2016/04/chocolate.html

DIVA DE NOCHE
http://nuevasdivagacionesnocturnas.blogspot.com/2016/04/relato-juevero-que-chocolate-quisiera.html

ALFREDO COT
http://alfredo-laplazadeldiamante.blogspot.com.es/2016/04/este-jueves-relato-el-chocolate.html

LEONOR

http://playadelcastillo.blogspot.com.es/2016/04/este-jueves-que-tipo-de-chocolate-soy.html

ALMA BAIRES
http://byalmabaires.blogspot.it/2016/04/yo-no-sabriaque-tipo-de-chocolate-soy.html

TRACY
http://tracycorrecaminos.blogspot.com.es/

MONTSERRAT SALA
http://msalaportagmail.blogspot.com.es/

MOLI DEL CANYER
http://molidelcanyer.blogspot.com.es/2016/04/la-chocolatina-la-amiga-maribel-lirio.html

EL DEMIURGO DE HURLINGHAM

http://eldemiurgodehurlingham.blogspot.com.ar/2016/04/este-jueves-un-relato-que-tipo-de.html

DOROTEA
http://doroteafuldebenke.blogspot.com.es/2016/04/este-jueves-una-pregunta-que-tipo-de.html

domingo, 10 de abril de 2016

¿QUÉ TIPO DE CHOCOLATE ERES?

Desde luego uno de mis vicios más confesables es el amor por el chocolate. Durante mi vida han cambiado mis gustos hacia él. Desde la chocolatina deliciosa blanca hasta el más rabioso de los chocolates negros que sería con el que me definiría ahora. Solo capaz de comerlo por los más audaces y amantes del cacao.
¿Me podríais definir con algunas palabras qué tipo de chocolate seriáis en este momento? ¿Relleno, con almendras, con leche o del más puro?
Estoy deseando saber vuestras respuestas.

jueves, 7 de abril de 2016

ENTREVISTA 15+15

1.­ ¿Lo del Blog, casualidad o causalidad?
Totalmente causalidad. Es una fuente de descarga de emociones.
 2.­ ¿Escribir es una terapia global o sólo un tratamiento de andar por casa?
Según la profundidad de tu escrito y también la intención que le quieras dar. Andar por casa siempre es una delicia.
3.­ Los libros viejos huelen a rancio y los nuevos a tinta fresca... ¿A qué huele un Blog?
Un blog huele a lo que tú puedas imaginar.
4.­ ¿Es el Blog, un buen escondite para los tímidos?
No es un escondite. Es una salida.
 5.­ ¿Tener un Blog y publicar en él, crea nuevas expectativas sociales?
No necesariamente. Siempre se ha de tener en cuenta las intenciones de cada persona.
6.­ ¿Escribir es una ciencia o un arrebato emocional?
Hace tiempo que los arrebatos emocionales se investigan científicamente.
 7.­ ¿A falta de lápiz y papel, bueno es un Blog?
Es factible, nunca sustituible.
8.­ ¿La inspiración tiene fecha de caducidad?
No. Pero es una amante que puede desenamorarse de ti  y aparecer en cuanto menos te lo esperes.
 9.­¿Los Blogs se alimentan de la solidaridad? «Tú me comentas, yo te comento» y así nuestras respectivas páginas van engordando...
Eso sería alimentar el ego. Nada más genuino que no depender de nada ni de nadie.
 10.­ Si oyes la palabra Blogodependencia, ¿qué te viene a la cabeza?
Odio las dependencias.  Escribir es placer, no obligación.
 11.­ ¿El Blog, como el vino, mejora con los años?
Según la cosecha.
 12.­ ¿Es el Blog un escondite para mostrar la verdadera cara o al contrario... no te puedes fiar de lo que parece políticamente correcto?
Yo no me fío ni de mi sombra.

13.­ ¿Un placer inconfesable sólo al amparo del Blog?
Si es inconfesable, es eso, inconfesable.
 14.­ ¿Qué tiene de mágico inventar escenas y personajes y llevarlas al papel?
Es como vivir doblemente.
 15.­ ¿Por qué ocultarse tras un seudónimo?
Es algo misterioso. Me gusta. Aunque sin olvidar tu propia identidad.
 16.­ El vaso, ¿medio lleno o medio vacío?
Medio vacío. Así siempre se puede volver a llenar.
 17.­ ¿Qué lugar de tu ciudad no hay que dejar de conocer?
La montaña de Collserola.
18.­ ¿Qué lugar del Mundo no hay que dejar de conocer?
Aquel con el que siempre has soñado.
19.­ ¿Qué protagonista de película te gustaría ser?
Dennie Loomis en “Splendor in the grass”
 20.­ Un escritor antipático y una película imprescindible .
Camilo José Cela.
Lo que el viento se llevó.
21.­ Un libro, sólo uno.
El lobo estepario de Hermann Hesse.
22.­ ¿Relato corto o microrrelato?
Relato corto
23.­ ¿Las penas con pan, son menos penas?
Desde luego.
24.­ ¿De risa desbordante o sonrisa cómplice?
Cómplice y seductora. Prefiero la sonrisa. No me gustan las estridencias.
 25.­ ¿En la soledad pides ayuda a las musas?
No. Siempre están conmigo. A veces agradecería que se fueran de paseo.
26.­ ¿Cuántas velas iluminaron tu último pastel de cumpleaños?
Ninguna. Las velas iluminan muchos momentos de mi vida. Pero las de cumpleaños son un recuerdo.
27.­ De 3 a 5 palabras (que no palabrotas) define el mundo actual.
Caos.
Poder.
Llanto.
Esperanza.
Desencanto.
28.­ ¿Algún tatuaje, en tu piel, que no veamos a simple vista?
No me gustan los tatuajes. No me gusta en general algo que tenga el poder de ser permanente. Y menos en tu piel.
 29.­ ¿Qué no te gusta que te pregunten?
Cosas de política.
 30.­ ¿Qué faltó que te preguntara?
¿Tienes unos años para leerme?

miércoles, 23 de marzo de 2016

INSOMNIO

Una leyenda japonesa dice que si no se puede dormir por la noche, es porque estás despierto en el sueño de otra persona...
Durante mucho tiempo yo permanecía despierta en sueños de muchas personas.  Eso hacía que pasara eternas noches durante un espacio de mi vida que se me hizo eterno. Sólo el hecho de ir a dormir ya me producía escalofríos. Solo dormía en los instantes que aquella persona iba despertando de su sueño profundo. Entonces mis particulares pesadillas aparecían una y otra vez. Corría por ciudades oscuras, interminables, con millones de escaleras que bajaba corriendo para escapar de aquel momento onírico. Las farolas casi nunca alumbraban las calles y era normal que tropezase una y otra vez, hasta que volvía a despertar. Me quedaba mirando el  techo, la penumbra que procedía de mi maltrecha persiana se reflejaba en aquellas vigas de madera pintadas de blanco. Los muelles de aquel colchón se clavaban en todos los músculos de mi cuerpo.  Las vueltas hacia un lado y otro vislumbraban otra hora sin poder dormir. Cada cinco minutos miraba el reloj y me hacían sumar el cansancio que presagiaba para el día siguiente.
El dueño de mis sueños volvía a despertarse. Entonces era el momento que yo volvía a meterme en ese terrorífico mundo de mis sueños. Esta vez, andaba descalza, y aunque a nadie parecía importarle, yo sentía como si estuviera desnuda. En mis pies se clavaban todas las piedras del camino. Y sentada en aquel escondite húmedo, me mordía los dientes y me los quebraba, cayendo por mi boca como granizo.
Volvía la madrugada, y con ella el último reducto de vigilia hasta la hora de volver a ir a trabajar. Todos los días, con sus noches eran una penitencia para esta humilde alma que lo único que quería era encontrar la paz. No era capaz de hallarla. Aquel ente que me tenía en sus sueños se apoderó de mí durante mucho tiempo. 

Sólo yo podía destruir aquel maleficio. Un día fui yo quien empezó la batalla y me sumergí en sus sueños. Utilicé mis mejores armas: la perseverancia, la energía, la compasión, la misericordia.  A pesar de ser yo quién me metía en sus sueños, nunca la desperté. No podía permitir aquel sufrimiento a otro ser humano, empezando por mí misma. Al contrario. Le acaricié y así pudimos dormir los dos...